Marta Matamoros

Historia, Panamá

Marta María Matamoros Figueroa (1909-2005). Líder sindical. Fundadora de la Unión Nacional de Mujeres Panameñas (UNAMUP), que luchó por la soberanía panameña, la autodeterminación de los pueblos y los derechos humanos.

Marta Matamoros nació el 17 de febrero de 1909 en Panamá. Fue hija de Josefa Figueroa y de Gonzalo Matamoros, residentes en Coto, región fronteriza con la República de Costa Rica. Regresaron a Panamá tras la Guerra de Coto entre Costa Rica y Panamá en 1921, por motivos limítrofes. Gonzalo Matamoros, admirador de la Revolución Francesa, fue soldado de la independencia de Panamá de Colombia y uno de los músicos fundadores de la Banda Republicana. Transmitió a su hija el nacionalismo y el humanitarismo que la guiarían en toda su vida. Marta Matamoros fue costurera de profesión. Comenzó a trabajar en 1941 en una fábrica textil, donde supo de la condición humillante de los trabajadores, especialmente de las mujeres. Inicialmente laboró en una fábrica de confección de prendas de vestir, El Corte Inglés; después pasó a La Mascota, y más adelante a la sastrería Bazar Francés. En 1945 se afilió al Sindicato de Sastres y Similares de Panamá -hoy Sindicato Nacional de Trabajadores de la Industria de la Confección de Ropa y Anexos de Panamá-, que se había fundado dos años antes. Se inició así su larga y ardua lucha en pro de los derechos de los desfavorecidos. En 1947 participó en la discusión del Código de Trabajo que aprobó la remuneración del salario completo obligatorio de catorce semanas, así como seguridad de empleo a las mujeres trabajadoras durante los períodos de gravidez. En el mismo año tomó parte en la lucha sostenida por el pueblo para el rechazo al convenio Filós-Hines entre Panamá y los Estados Unidos, que estaba dispuesto a mantener las bases militares en tierra panameña después de finalizada la Segunda Guerra Mundial, amparándose en un convenio más.

En 1952, Matamoros fue elegida Secretaria General de la Federación Sindical de Trabajadores de la República de Panamá, y lideró una lucha reivindicativa popular. En 1953, representó a la Federación como delegada al III Congreso de la Federación Sindical Mundial, celebrado en Viena, Austria. Por esa época se afilió al Partido del Pueblo, el Partido Comunista, de cuyo comité central formó parte, y desde 1954 fue miembro honorario de su Buró Político. Fue una abanderada en las brigadas de vanguardia para el establecimiento del salario mínimo, la rebaja de los alquileres en las casas de inquilinato y la firma del Código Agrario para la protección de la tierra. Estuvo presente en la Marcha del hambre y la desesperación, en 1959. Asistió a la conferencia de Trabajadores por la Paz, auspiciada por la Federación Sindical Mundial en Berlín-Alemania del Este, en 1962. La construcción del Muro de Berlín había comenzado en 1961. En el mismo año participó en la Conferencia Internacional, auspiciada por la Federación Democrática Internacional de Mujeres (FDIM) en Praga, Checoslovaquia. En 1963 representó a la Federación Sindical de Trabajadores de la República de Panamá ante el Congreso Permanente de la Unidad Sindical de los Trabajadores de la República de Panamá.

En 1968 fue electa Secretaria General de la Federación Sindical de Trabajadores de la República de Panamá. Participó en la Tercera Conferencia Sindical Mundial, celebrada en Praga en 1972, en cuyo ámbito se elaboró una Carta de los Derechos y Reivindicaciones de la Mujer Trabajadora. En 1973 fue delegada al Congreso Mundial de las Fuerzas de Paz, celebrado en Moscú, Unión Soviética. En 1975 fue parte del comité organizador del Congreso Constitutivo de la Unión Nacional de Mujeres Panameñas (UNAMUO), de la que posteriormente fue nombrada Presidenta Honoraria. En 1978, participó en el Congreso de la Federación de Trabajadores de Irak, en representación de la Unidad Sindical de los Trabajadores de América Latina (CPUSTAL) y de la Central Nacional de Trabajadores de Panamá (CNTP).

En 1980, escribió sus reflexiones en torno a Cuando las huelgas siempre eran ilegales, dedicadas a la juventud obrera de Panamá.

Entre los múltiples reconocimientos que recibió por su labor como sindicalista y abanderada de los derechos de la mujer, la Federación Sindical de Trabajadores de la República de Panamá le otorgó en 1949 la Medalla en Honor al Mérito Sindical. También la medalla “Dionisio Arrocha González”, que lleva el nombre de ese distinguido mártir del sindicalismo, que se le entregó el 1 de mayo de 1963. El 8 de marzo de 1971, en el marco de la conmemoración del Día Internacional de la Mujer, recibió el pergamino “Honor al Mérito”. La Comisión Femenina Pro-defensa de los Derechos de la Mujer y el Niño la condecoró, en 1973, con una medalla de reconocimiento por su larga ejecutoria en apoyo a las organizaciones populares en el campo social, el económico y el político. El distrito de San Miguelito de la ciudad de Panamá le hizo entrega en 1982 de un pergamino en reconocimiento a su incansable labor por la defensa de los derechos de los trabajadores, y en particular de los de las mujeres y los niños. En ese mismo año recibió la orden “Manuel Amador Guerrero”, que otorga el gobierno de la República de Panamá, en el Grado de oficial. Y el 30 de abril de 1982, víspera del 1° de mayo, la Federación Sindical de Trabajadores de la República de Panamá (FSTRP) le otorgó la Medalla “José del Carmen Tuñón”.

En 1991, el Instituto Panameño de Estudios Laborales (IPEL) le entregó un cuadro en que aparecía retratada, ganador del Certamen Pictórico Literario Obrero. En 2003 fue reconocida por la Universidad de Panamá como una de las cien mujeres más influyentes en la vida y la dignidad nacional.

Marta Matamoros murió el 28 de diciembre de 2005 en la ciudad de Panamá.

El 18 de mayo de 2006 se creó la condecoración nacional de la Orden “Marta Matamoros”. Actualmente, el Centro de Documentación Especializado en Género del Instituto de la Mujer de la Universidad de Panamá lleva su nombre.

 

Bibliografía activa

Huelgas ilegales: cuando las huelgas siempre eran ilegales, s.e., Panamá, 1980.

El camino es la organización: la mujer en las luchas populares de 1925-1982, Impresora Panamundo, Panamá, 1982.

Bibliografía pasiva

Aguilar Nicolau, Amalia: “Las luchas de Marta Matamoros”; en Ellas, no. 829, La Prensa, Panamá, ene. 13 de 2006.

Batista de Pérez, Dalys: “La mujer y el trabajo: Marta Matamoros, un modelo ejemplar”; en Revista cultural Lotería, no.411, Panamá, mar.-abr. 1997.

Bello, Itzel:” Así como en la política: la mujer en el parlamento”; en El parlamento: órgano informativo de la Asamblea Nacional de Panamá, Año 1, no.1, Panamá, feb. 2007.

Condecoración oficial a Marta Matamoros, firmeza de carácter e ideales, Imprenta Universitaria, Universidad de Panamá, Panamá, 1995.

“Día internacional de la mujer”; en Tragaluz, Año 1, no.33, Universal de Panamá, Panamá, mar. 7 de 1999.

Leis Romero, Raúl Alberto: Voces de lucha; 2a. ed. rev., Instituto Panameño de Estudios Laborales, Panamá, 2003.

Vergara, Néstor: “La fuerza de Marta”; en Semanario Universidad, no. 183, Universidad de Panamá, Suplemento de la Estrella de Panamá, Panamá, ene. 16-22 de 2006.

Villalobos-Ruiz, Zanya: Breve historia de la condición de las mujeres en Panamá, s.e., s.f., Panamá.