Yipsi Moreno

Deporte, Cuba

Yipsi Moreno González (1980). Atleta cubana del lanzamiento del martillo. Ostenta dos coronas en Campeonatos Mundiales (Edmonton 2001 y París 2003) y dos subtítulos en Juegos Olímpicos (Atenas 2004 y Beijing 2008).

Nació en la localidad de Agramonte, provincia de Camagüey, el 19 de noviembre de 1980. Comenzó la práctica del atletismo en la especialidad del lanzamiento del disco y la impulsión de la bala, captada por el experto Argelio Flores, quien vio en la fornida joven condiciones innatas para llegar a ser una estelar en muy poco tiempo. Participó en los Juegos Nacionales Escolares de 1994 y 1995, y en estos últimos se agenció medalla de bronce en el disco. Por aquel entonces, la agramontina también incursionó en el lanzamiento del martillo, aunque en Cuba esta especialidad se hizo oficial para las mujeres en 1996.

Por estrategia de la comisión técnica de atletismo en su provincia natal, Moreno empezó su preparación en el martillo bajo las enseñanzas, primero, de Raúl Abreu y, después, de Ramón Breto. Muy pronto ingresó en la preselección nacional juvenil y meses después se impuso en el Panamericano de la categoría, efectuado en La Habana en 1997, con un disparo de 55,74 metros, récord para la competencia. Ese mismo año logró rebasar los 60 metros (61,96) por primera vez en su incipiente carrera deportiva.

En 1998 fue seleccionada para representar a la mayor de las Antillas en el Campeonato Mundial Juvenil con asiento en Annecy, Francia, pero la bisoña cubana tuvo que conformarse con el cuarto puesto. A su regreso al país, Moreno comenzó a ser entrenada por el avezado preparador Eladio Hernández en el concentrado elite de mayores. Muy pronto se hizo sentir, pues el 29 de mayo de 1999 lanzó el implemento hasta los 66,34 metros en una lid en México, para implantar récord mundial juvenil.

Meses más tarde, con solo 19 años, participó en sus primeros Juegos Deportivos Panamericanos, celebrados en la ciudad canadiense de Winnipeg. La competencia del lanzamiento del martillo fue ganada por la estadounidense Dawn Ellerbe (65,36), mientras que la cubana terminó con medalla de plata (63,03). En las dos posteriores citas continentales Yipsi Moreno no dejó margen a dudas y se llevó los máximos pergaminos. En Santo Domingo, República Dominicana 2003, subió a lo más alto del podio con récord para el evento 74,25, superando en casi 10 metros el registro de Ellerbe cuatro años antes. Y por último, en la cita de Río de Janeiro 2007, Cuba hizo el un-dos con Yipsi Moreno y Yunaika Crawford, dejando la medalla de bronce para la argentina Jennifer Dahlgren.

La medalla de plata de Winnipeg 1999, le posibilitó asistir al Campeonato Mundial de Campo y Pista en Sevilla, España, el mismo año. La prueba de lanzamiento del martillo para mujeres se incluyó por primera vez en lides del orbe. La inexperiencia de estar en un certamen de tanta significación y junto a figuras ya consagradas como la rumana Michaela Melinte —a la postre, la ganadora—, la rusa Olga Kuzenkova, la polaca Kamila Skolimowska, entre otras, quizá influyeron en la atleta de la Isla. En la ronda de clasificación, Moreno solo pudo enviar el martillo hasta los 55,68, discretísima marca que le imposibilitó estar entre las 12 finalistas y quedó en el puesto 18.

El año 2000 resultó consagratorio para la joven cubana, quien fue mejorando ostensiblemente sus marcas en cada una de las competencias que realizó por el Viejo Continente. Llegó, incluso, con un 69,36 en Rhede, Alemania, a situarse entre las 10 mejores del ranking del orbe. En los Juegos Olímpicos de Sydney, en el mes de septiembre, hizo su debut esta especialidad en el sexo femenino. La camagüeyana tuvo una actuación meritoria, a pesar de no poder escalar al ansiado podio. Quedó a solo 96 centímetros de la ocupante del tercer lugar, la alemana Kirsten Münchow (69,28). La prueba fue ganada por la polaca Skolimowska (71,16).

Las grandes expectativas que se cifraron en Yipsi Moreno, por la calidad técnica y ansias de superación, se hicieron realidad en 2001, durante el Campeonato Mundial de Edmonton, Canadá. La cubana rompió la barrera de los 70 metros (70,65) en uno de sus envíos y se llevó la medalla de oro. La favorita, la rusa Olga Kuzenkova, tuvo que conformarse por solo cuatro centímetros con el segundo lugar (70,61). Tres semanas después, la cubana alcanzó la presea plateada en las Universiadas Mundiales en Francia, superada esta vez por otra de las grandes, la local Manuela Montebrun, quinta en la lid orbital de la ciudad canadiense.

En la temporada posterior, Moreno prosiguió mejorando sus registros con estabilidad por sobre los 70 metros. En la gira de verano por Europa ganó varias competencias, incluido un meeting atlético en Madrid, España, donde alcanzó su mejor marca (71,47) y la cuarta más sobresaliente del año. Ello le valió conformar el equipo América en la Copa Mundial de Madrid dos meses después, en que finalizó segunda, tras la representante de Asia, la china Gu Yuan, y por delante de la rusa Kuzenkova.

La progresión de Yipsi no se detuvo en 2003, se incrementó de manera considerable. Al conocido 74,25 metros de los Juegos Deportivos Panamericanos de Santo Domingo, añadió un sensacional 75,14 semanas antes en Savona, Italia, que la situó como líder mundial del año y tercer mejor registro en la corta historia del lanzamiento del martillo para mujeres. En los Mundiales de París, Francia, último evento de importancia en el 2003, Yipsi Moreno ratificó su estelar clase y revalidó la corona anterior, al disparar el dardo hasta los 73,33. Una vez más, la Kuzenkova tuvo que admitir la medalla de plata (71,71). La destacada atleta agramontina fue seleccionada la mejor deportista cubana del año.

Obviamente, Moreno ingresó con grandes pretensiones al año 2004, que tendría su clímax con los Juegos Olímpicos de Atenas, Grecia. La morena antillana ganó las 12 competencias en las cuales intervino antes de la justa olímpica, realizó siete envíos por encima de los 73 metros, incluidos dos sobre la fabulosa marca de 75; entre ellos, el 75,18 en La Habana, que constituyó primado nacional y sexto mejor del mundo en toda la historia. Por todo lo anterior, resultaba la favorita a la medalla de oro en la capital griega; sin embargo, entonces no pudo llegar tan lejos con su martillo (73,36) y fue superada por su archirrival Olga Kuzenkova (75,05). Fue un buen resultado de Yipsi, quien lideró por segundo año consecutivo el ranking mundial.

Cuatro años después en Beijing 2008, tuvo que aceptar otro segundo lugar. En la final del martillo, la antillana se colocó al frente de la liza con 74,70, pero se apareció la bielorrusa Aksana Miankova, quien envió el implemento hasta el casi increíble 76,34, para comandar la competencia. Todavía en su último intento, la voluntariosa cubana llevó el martillo bien lejos (75,20). A pesar de ello, Moreno disfrutó el pergamino plateado, segundo en citas bajo los cinco aros, premio al esfuerzo de mantenerse en la elite universal.

La doble campeona del mundo y vicetitular olímpica participó en otros dos Campeonatos del Orbe, con buenos resultados. En Helsinki, Finlandia 2005, luego de recuperarse de una ligera lesión en uno de sus pies, finalizó segunda (73,03) por detrás de Kuzenkova (75,10), y en el Mundial de Osaka, Japón 2007, repitió la medalla plateada (74,74), escoltando a la alemana Betty Heidler (74,76), y por delante de la china Wexiu Zhang (74,39). Perdió su tercera corona universal por solo dos centímetros, lo que no deja de ser toda una hazaña para la agramontina, que en este tipo de lides acumula cuatro preseas (2-2-0).

En la fructífera carrera deportiva de Yipsi Moreno se incluyen además múltiples triunfos en disímiles certámenes, incluidos los Juegos Centroamericanos y del Caribe de Cartagena de Indias 2006, donde implantó récord para la justa (70,22). Su récord personal es de 76,36 logrado el 17 de junio de 2007 en Varsovia, Polonia.

Tras la Gala Mundial en Stuttgart, Alemania, donde se llevó el primer lugar (74,09), Yipsi Moreno decidió retirarse por un tiempo de las competiciones para ser madre. Por ello no asistió al Campeonato Mundial de Berlín 2009. La estelar martillista cubana está considerada una de las mejores de su especialidad en el mundo, la única capaz de retar y hacerles frente a las tradicionales dominadoras de Europa oriental. 

En septiembre de 2011 conquistó la cuarta posición con un lanzamiento de 74.48 metros considerada su mejor mara de temporada, en el XIII Campeonato del Mundo de Atletismo en Daegu, Corea del Sur. Ese mismo año se hizo pública su candidatura a la futura Comisión de Atletas de la Organización Deportiva Panamericana (ODEPA).

En los Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011 se impuso con un lanzamiento de 75.62 metros, convirtiéndose así en tricampeona panamericana.

En febrero de 2012, tras participar en los Juegos Olímpicos Londres 2012 anunció su retirada del deporte activo, sin embargo, la atleta ha continuado el entrenamiento y la participación en eventos nacionales e internacionales.

En el 2013 obtuvo la medalla de oro en la Copa Cuba de atletismo con un disparo de 72,36 metros. En el mes de junio de propio año obtuvo medalla de bronce en el 59 Memorial Janusz Kusocinski, celebrado en Polonia con un disparo de 73,28 metros, superada por  la alemana y recordista mundial Betty Heidlery  la polaca Anita Wlodarczyk.

Luego triunfó en el mitin atlético de Nancy, Francia, con envío de 73,26 en su primer intento, y ocupó el décimo lugar del ranking mundial del año.

En el mes de agosto en el XIV Campeonato Mundial de Atletismo efectuado en Moscú logró una marca de 71,69 metros con la que aseguró su pase a la final, era la sexta vez que lo lograba  desde que intervino en la Edmonton 2001. En este certamen se ubicó en el sexto lugar entre las finalistas.

El 21 de agosto obtuvo medalla de bronce en Dubnicanad Vahom, República Eslovaca, en la parada número 13 del total de 15, con un disparo de 73,30 metros.  Ocupó la cuarta posición en Varsovia, capital polaca, durante el IV Memorial Kamila Skolimowska, con un disparo de 71,00, quedando detrás de la estadounidense Amanda Bingson 71,75.

En agosto del 2014, con una marca de 69,65 metros,  obtuvo medalla de plata en el Festival Deportivo Panamericano de Atletismo que se celebró en la Ciudad de México, competencia  clasificatoria para los Juegos Panamericanos de Toronto 2015. 

 

Bibliografía

Forbes, Irene, Ana María Luján y Juan Velázquez: Famosos y desconocidos. Cubanos en Juegos Olímpicos, Editorial Pueblo y Educación, La Habana, 2003.

Hernández, Armando: Páginas de victorias, Editorial Deportes, La Habana, 2001.

Masjuán, Miguel Ángel y Juan de las Cuevas: Personalidades del deporte cubano, Editorial Científico-Técnica, La Habana, 2007.